El 7 de julio llega a los cines la nueva película de Marvel Studios con el regreso de la artista como evento destacado

Pocas veces en sus 30 años de carrera Natalie Portman repite personaje. Lo hizo en la trilogía precuela de Star Wars en tres oportunidades, como Padme Amidala y en Thor la misma cantidad de veces con el estreno en los próximos días de Thor: amor y trueno. Es una actriz que transitó por varios géneros, que siempre eligió hacer lo que quiso y que destaca como una de las mejores de su generación. En conversación con Infobae, sobre si le gustaría repetir algún personaje puntual de toda su carrera, respondió: “Me interesaría volver a interpretar a Mathilda 30 años después. Eso sería interesante para explorar”.

Mathilda fue su debut cinematográfico. Esta jovencita de 12 años había quedado huérfana porque un agente corrupto de la DEA (Gary Oldman) mató a sus padres y quedó bajo el cuidado de León (Jean Reno) en El perfecto asesino. La película tuvo un increíble éxito, pero también estuvo rodeada de polémica por la relación central entre una niña y un hombre de 30 años. Ese fue un ingreso bastante intenso para Portman a la industria cinematográfica. Nunca más volvió a tropezar con una piedra así. Hoy elige cuidadosamente cada uno de sus proyectos, se da los gustos de tomar roles que le interesan y disfruta de su carrera sin descuidar la crianza de sus hijos. En este caso, volver a Jane Foster, esta vez como Mighty Thor.

Natalie Portman bajo la piel de Mighty Thor. (Marvel Studios)
Natalie Portman bajo la piel de Mighty Thor. (Marvel Studios)

La razón por la cual regresó al personaje después de casi seis años de su ultima interpretación, la dejó en claro: “Pensar en trabajar con Taika (Waititi). Admiro mucho lo que ha hecho con las películas de Thor, con Thor: Ragnarok, y también lo que ha hecho fuera del Universo cinematográfico de Marvel. Simplemente creo que tiene un talento tan singular, por lo que trabajar con él fue muy divertido y realmente fue estar lista para todo tipo de improvisación. Ese fue el mayor atractivo”.

Portman ingresó a Marvel con Thor, dirigida por Kenneth Branagh, y siguió en Thor: un mundo oscuro, con la dirección de Alan Taylor. Hasta ese momento, el personaje de Chris Hemsworth funcionaba mejor como un miembro de Los Vengadores que como un héroe en solitario. Todo cambio para la tercera entrega, Thor: Ragnarok, que con la llegada de Taika Waititi se convirtió en un personaje de comedia más que de acción. En ese film, la actriz no regresó. En esa etapa solo tuvo un cameo en Avengers. Pero inmediatamente cerrada la fase 3 de Marvel recibió el llamado del director ofreciéndole su regreso y en un desafío más importante que solo ser el interés amoroso del personaje del dios del trueno. Su presentación oficial fue en la Comic-Con de 2019.

Taika Waititi hace entrega del martillo Mjölnir a Natalie Portman. (KEVIN WINTER/GETTY IMAGES/AFP)
Taika Waititi hace entrega del martillo Mjölnir a Natalie Portman. (KEVIN WINTER/GETTY IMAGES/AFP)

“Siempre quiero probar algo diferente, algo nuevo y algo que no estoy segura de poder hacer. Y creo que una de las cosas más afortunadas de lo que hacemos es que puedes explorar roles realmente diversos, lados muy diferentes de uno mismo, cosas que necesitas aprender para ti”, destacó la actriz de la icónica El cisne negro al referirse a este nuevo desafío de volver como Jane Foster a Thor, pero también en un rol muy distinto. Ya no como la pareja del protagonista, sino como una humana que busca una solución sobrenatural para un problema terrenal.

Sin adelantar nada de la trama principal, aunque muchos conocerán la verdadera historia de este regreso de Jane Foster por la historieta que sirve como material de base, Portman reconoció que tuvo una doble preparación para Thor: amor y trueno. Por un lado, el conflicto humano, y por el otro convertirse en una superheroína: “Leí mucho sobre el tipo de experiencias por las que está pasando mi personaje y hablé con personas que también experimentaron el mismo tipo de cosas que ella enfrenta. Y luego, por supuesto, usé mi imaginación de lo que podría ser el convertirse en un superhéroe para un humano y lo que eso podría quitarle a tu vida como tal. Fue muy divertido llegar a imaginar estos dos lados de ella como mortal y Dios”.

La película llega esta semana a las salas de cine de Latinoamérica. (Marvel Studios)
La película llega esta semana a las salas de cine de Latinoamérica. (Marvel Studios)

La nueva película del Dios del trueno tiene un regreso de renombre como el de Natalie Portman, pero también dos nuevos personajes. Uno es el villano Gorr, el Carnicero de dioses, interpretado por Christian Bale, y el otro es Russell Crowe, que ingresó como Zeus. En el elenco, además, repiten Hemsworth como Thor (que prometió seguir más allá de su cuarta película), Tessa Thompson como la reina Valquiria, Korg, el gracioso personaje de Taika Waititi y los Guardianes de la Galaxia liderados por Chris Pratt. Un elenco de primera calidad entre figuras reconocidas que cortan tickets y grandes talentos.

Pero dentro de toda esa ensalada de nombres, Portman destaca por volver en un doble desafío y aportar al universo de películas de Marvel, que va sumando más heroínas interpretadas por actrices de prestigio (en la tercera ThorCate Blanchett fue la villana de turno). También fue la que más repercusión tuvo por su cambio físico y sus músculos. Sin embargo, ella se llevó otro valioso recuerdo del set y de esta experiencia: “Me permitieron quedarme con el Mjölnir con el que practiqué, el de entrenamiento, que fue muy divertido. Es muy bueno para mis hijos porque realmente pueden jugar con él. Es como, suave, no es peligroso, es genial”, relató con mucha emoción.

Primer tráiler de “Thor: Love and Thunder” con la presentación de los nuevos personajes y un vistazo más preciso de los poderes de Mighty Thor. (Marvel Studios)

Thor: amor y trueno se estrena el próximo 7 de julio en los cines de América Latina.

Radio Pinamar FM 100.7