El actor espera el estreno de En la mira, que llega a los cines el jueves 28. Habla de aprender a disfrutar de la carrera y de la polémica por Granizo, protagonizada por su padre.

Luego de un 2021 donde filmó cuatro películas, una detrás de otra, Nicolás Francella se toma un descanso mientras espera los respectivos estrenos. La primera que llegará a los cines el jueves 28 es En la mira, un thriller psicológico dirigido por Ricardo Hornos y Carlos Gil.

En la mira plantea una situación límite para un hombre común, Axel (Francella), un joven que trabaja en un call center, habituado al estrés de atender quejas ajenas. Sin embargo, una llamada cambiará todo: un cliente pide dar de baja su servicio y, ante la negativa de Axel, le avisa que lo está observando a través de una mira telescópica y apuntándolo con un rifle de alta precisión, dispuesto a todo.

A Nicolás Francella se suman en el elenco, Paula Reca, Emilia Attias y Maxi de la Cruz, con la participación especial de Gabriel “Puma” Goity. Luego de su paso por las salas de cines, el filme estará disponible en HBO MAX.

Nicolás Francella, a punto de estrenar "En la mira", una de las cuatro películas que filmó el año pasado. Foto: Emmanuel Fernández.Nicolás Francella, a punto de estrenar “En la mira”, una de las cuatro películas que filmó el año pasado. Foto: Emmanuel Fernández.

“Esto le puede suceder a cualquiera”

-La película muestra lo deshumanizado del sistema que presiona a todos y deriva en cierta locura para algunos. ¿Qué te interesó de esta historia?

-Esa posibilidad de una situación límite a partir de un hecho cotidiano que puede vivir cualquier ciudadano común. Creo que el espectador va a tener empatía por los dos personajes. Todos estuvimos alguna vez o muchas veces en un momento parecido, es algo cercano. Axel tiene que ayudar, cuidar y resolver con el resto de su entorno pero no está preparado para eso.

-En definitiva son dos víctimas que se encuentran ante algo inesperado y no saben cómo reaccionar o reaccionan mal.

-Lo que plantea esta historia es que nunca sabés cuándo te pueda pasar algo así a vos, porque le puede suceder a cualquiera. Tenés tus herramientas del día a día que funcionan en piloto automático. Pero cuando sucede algo más, te encontrás desorientado, sin saber qué hacer.

-Tu personaje se va transformando a medida que crece la tensión, superado por la situación.

-La trama y el personaje necesitaban mucho de esa transformación que va in crescendo, para generar esa tensión que atraviesa la película. Pero como no se puede filmar siempre cronológicamente, fue un trabajo de estar muy atento a cómo ir armando la tensión creciente algo básico para esta historia.

– Del otro lado, está el personaje del cliente que interpreta Goity, pero básicamente es su voz. ¿Como lo trabajaste sin su presencia?

– El Puma es ideal para el personaje del francotirador, con momentos agresivos, potentes, otros más livianos, transita todo. Fue una forma de actuar diferente para mí, muy intensa. Tenía la voz de él en el teléfono y la escuchaba todo el tiempo.

"En la mira" con Nicolás Francella.“En la mira” con Nicolás Francella.

Filmación con restricciones por covid

La película se filmó en Uruguay, el año pasado y, todavía con varias restricciones por covid mediante. “Estuvimos con el equipo viviendo cinco semanas, en un hotel, en Montevideo. Fue la primera vez que estaba totalmente abocado a mi personaje. Fuera del rodaje, estaba encerrado en la habitación, escuchando una y otra vez los audios de Goity para meterme en la situación”, cuenta.

-Era como tener un fantasma acompañándote.

-Fue muy loco, me la pasaba caminando, escuchando los audios y hablando solo, con el teléfono en la mano. Pero me sirvió mucho para sentir lo mismo que el personaje.

-Ya filmaste varias películas, pero en esta sos protagonista. ¿Cómo viviste esa experiencia?

-Trato de no pensar mucho en eso. Lo que sí siento es que estoy muy conciente del año que tuve: filmé cuatro proyectos con cuatro roles muy distintos y me encantó. Lo disfruté mucho, me sentí muy acompañado y privilegiado de tener estas oportunidades. Cuando aparecen, las aprovecho mucho porque quiero disfrutar de cada cosa que hago.

-¿Sentiste más responsabilidad por hacer un protagónico?

-Soy muy responsable, muy profesional, y bastante obsesivo porque valoro cada proyecto que me llega. Analizo, decido y cuando voy para adelante, soy muy conciente del laburo que estoy haciendo.

“Es muy difícil disfrutar esta carrera”

-¿Sos muy autocrítico, te gusta verte?

"En la mira" con Nicolás Francella.“En la mira” con Nicolás Francella.

-Creo que es muy difícil disfrutar esta carrera.

-El lugar común diría lo contrario.

-Esta es una profesión muy desestabilizante. Esperás una oportunidad y cuando llega la querés disfrutar y estar bien. Pero en el proceso de esperar, no la pasás tan bien. Y cuando llega, no es como lo imaginabas y te desilusionás o te genera inseguridad porque sentís que no estuviste a la altura. Por eso, disfrutar de la profesión cien por cien es un gran logro.

– Y a eso le sumás el hecho de decidir por el interés que te genera una propuesta para aceptarla o no, con la necesidad de trabajar.

-Es un equilibrio entre tener la oportunidad de elegir y también de decir que no. Pero no está bueno estar pendiente de que aparezca algo en particular. Me parece que hay que transitar proyectos, prepararse, disfrutar lo que va saliendo, aprender, curtirte. Es un trabajo todo el tiempo. Por experiencia, tengo un pantallazo de lo que es esta profesión.

-¿Te referís a tu papá? (N.de la R: Guillermo Francella)

– Sí y a colegas amigos. Si algo me enriquece es escuchar distintas experiencias para tener los pies en la tierra y poder disfrutar el camino. Es estar conciente y tranquilo, presente en cada momento para no perderme nada. Lleva su clic disfrutar de esta profesión porque necesitás mucha paciencia. Cuando entendés los tiempos, es cuando eso empieza a aparecer.

Nicolás Francella. "Creo que es muy difícil disfrutar de esta carrera", dice el actor, antes del estreno de "En la mira", Foto: Emmanuel Fernández.Nicolás Francella. “Creo que es muy difícil disfrutar de esta carrera”, dice el actor, antes del estreno de “En la mira”, Foto: Emmanuel Fernández.

-Es un aprendizaje que llevará su tiempo.

-Esa paciencia y esa conciencia únicamente te la da el tiempo y también las piñas y golpes que te vas encontrando en el mientras tanto, en las oportunidades aprovechadas y en las desaprovechadas, como en cualquier trabajo.

-Y todo eso influye además, supongo, para armar cada personaje.

-Es un trabajo emocional constante y uno pasa por distintas montañas rusas emocionales, según los momentos de la vida. A veces te ayudan a sumergirte más en el personaje que estás haciendo en ese momento y otras veces, al contrario y tenés que recurrir a más herramientas.

-¿Como elegís tus personajes?

-Me tengo que identificar bastante, con la historia desde que leo el guión y con el personaje en particular. Si no me cierra, prefiero decir que no. Tenés que estar atento: si no te pasa nada con el personaje, es mejor frenar, porque si no, podés hacer agua y caer en hacer las cosas de taquito. Y me parece que eso es lo peor que te puede pasar.

La experiencia en España

-Antes de la pandemia, también trabajaste en España, en la serie “Alta mar”, de Netflix. ¿Te gustaría volver a trabajar allá?

-Fue una gran experiencia de cinco meses en Madrid. Había viajado de muy chico a Europa y aproveché, en los fines de semana, además de trabajar, para conocer un poco. Fue poner un primer pie, y más con una plataforma internacional. Pero no es tan sencillo: tiene que aparecer un personaje argentino o uno que no lo sea y eso te obliga a trabajar con el acento.

-Sumado a la visibilidad que dan las plataformas, es otra posibilidad laboral que se abre.

– Es una ventana que está abierta y cada vez más. Reactiva la industria y es bueno para todos. Si viene la posibilidad de trabajar, yo voy encantado. Después depende de la personalidad de cada uno, si te bancás estar seis meses o un año trabajando afuera, depende de muchas otras cosas.

-¿Seguís adelante con tu restaurante en el Tigre? ¿Te interesa la cocina o es solo una fuente de ingresos?

-Lo tengo, hace casi cuatro años. Es mi bebé que amo profundamente, mi primer emprendimiento familiar que después se transformó en un negocio. Somos socios con mi primo, mi tío y un amigo. Sin ellos, no podría tenerlo, ellos se encargan de lo micro y yo, de lo visual, el diseño, la ambientación. Es un espacio que me oxigena en los baches entre filmaciones y, obvio me encanta comer y agasajar.

Nicolás Francella. El actor combina sy su trabajo en cine con un emprendimiento gastronómico junto a su familia. "Me oxigena", dice. Foto: Emmanuel Fernández.Nicolás Francella. El actor combina sy su trabajo en cine con un emprendimiento gastronómico junto a su familia. “Me oxigena”, dice. Foto: Emmanuel Fernández.

La polémica por Granizo

Para Nicolás, después de En la mira, seguirán estrenándose Un crimen argentino, Una flor en el barro y otro filme policial. “Ahora estoy esperando señales de otro proyecto de cine que es lo que más me gusta”, cuenta. “También me gustaría hacer teatro, pero tiene una dinámica que te obliga a organizarte de otra manera y te condiciona mucho. Supongo que eso se acomoda si llega un proyecto que me atrape”.

-¿Qué opinás de la polémica que generó “Granizo”, la película protagonizada por tu papá que es una de las más vistas de Netflix y, a la vez, muy criticada?

-Creo que, principalmente, esto le hace mal a la industria. Uno tiene derecho a opinar, la podés considerar pésima pero no estoy de acuerdo con ningún tipo de cancelación o boicoteo virtual. Sobre todo en este momento de crecimiento, con plataformas nuevas que quieren venir a producir. Uno no puede decirle a la gente cómo reaccionar pero no está bueno que, desde el anonimato, se pida cancelar un proyecto.

-En todo caso, te gusta o no te gusta. Es una película, no más que eso.

-Sin generalizar, pero también hay medios que resaltan el run run generado y no hace falta exagerar tanto. Se ve que hay una necesidad de decir cosas pero de esta manera, se instala una vibra negativa que genera algo morboso. Hay que ser más cuidadoso antes de defenestrar a alguien que está en una plataforma importante con su primer proyecto, se puede generar algo gravísimo.

-La película habla un poco de eso, justamente.

-Tal cual, habiendo tantos temas tan importantes, me parece innecesario y no estoy de acuerdo con esas actitudes. Termina tomando trascendencia algo que no debería. Te gusta o no, apagás la tele y listo, pasás a otra cosa. Pero pasa lo mismo con casi todo. Hay que salir de la hostilidad.

Radio Pinamar FM 100.7